AVISO

Debes ser mayor de edad para acceder, registrarte, y realizar compras en esta tienda

 

No soy mayor de edad
Prestashop Modules
¡Oferta! QUICK KUSH FEMINIZADA Ver más grande

QUICK KUSH FEMINIZADA

Sexo Feminizada

Genotipo 75% Indica / 25% Sativa

Genética OG Kush x OG Kush Auto

Floración en interior 49-56 días

Cosecha en exterior Mediados de septiembre

Producción en interior Hasta 500 g/m2

Producción en exterior Hasta 1000 g/planta

Altura en exterior Hasta 3 m

THC Entre 18 y 25%

CBD Hasta 0,1%

Ratio THC/CBD 250:1

Más detalles

20 artículos

8,00 €

-3,00 €

11,00 €

  • 1 Ud.
  • 3 Uds.
  • 5 Uds.
  • 10 Uds.

Más

Quick Kush de Dinafem Seeds es una semilla de marihuana feminizada con dominancia Indica que procede del cruce de un clon élite OG Kush con un macho élite OG Kush Auto. El equipo de breeders de Dinafem Seeds ha tenido la genial idea de crear la versión rápida de una de las variedades indica más famosa del planeta, OG Kush. Y han conseguido lo que buscaban, han reducido el periodo de floración a 49-56 días y su gran maestría les ha permitido mantener intactos los característicos rasgos y la excelente calidad de la cepa original. Por sus poros aflora su impronta californiana, con un rico aroma a petróleo y a limón, y con un potentísimo efecto fruto de sus altísimos niveles de THC. ¡Ahora tienes la posibilidad de cultivar una auténtica variedad californiana en tiempo récord! Quick Kush produce plantas esbeltas y homogéneas con ramas largas y muy abundantes que se llenan de flores compactas y resinosas. Al final de la floración nos encontramos con unas plantas tan bonitas que se diría que se cultivan para uso ornamental. La calidad del producto final es digna de la mejor cepa californiana y sus rendimientos no tienen nada que envidiar a los de OG Kush: hasta 500 g/m2 en interior y 1000 g/planta en exterior. Con Quick Kush no hay que invertir mucho tiempo en el cultivo y, en un abrir y cerrar de ojos, los resultados son de una calidad incuestionable. Se trata de una variedad resistente, rápida y agradecida que se cultiva sin esfuerzo. Prefiere los climas secos y templados pero sabe defenderse casi en cualquier entorno y, como su fase de floración es más corta de lo habitual, los riesgos climáticos en exterior se reducen considerablemente. Se contenta con poca comida y no pide mucha agua, y sin más, en poco tiempo, las ramas se cubre de preciosos y duros cogollos. La cosecha, dependiendo de la zona del hemisferio norte en la que nos encontremos, se podrá recoger entre mediados de septiembre y mediados de octubre. La rapidez también es una ventaja para evitar cualquiera de los riesgos adicionales que supone una exposición prolongada de las plantas en exterior (robos, vecinos indiscretos, etcétera). En interior la rentabilidad se ve incrementada considerablemente, hasta un 20 %, lo que supone una producción de hasta una cosecha y media más por año. Quick Kush posee un aroma y un sabor muy peculiares; una mezcla de petróleo y limón, envuelta por un halo que recuerda al olor de unas brasas humeantes. Como desarrolla unos niveles muy altos de THC, su efecto es muy potente y contundente, hasta tal punto que no todo el mundo puede tolerarlo.